20 de julio de 2019, Rosario, Argentina
SALUD

Fiebre amarilla

11 de marzo de 2019

Según estadísticas del Indec, en diciembre de 2018, se estimaron 294,6 mil llegadas de turistas no residentes a la Argentina, con un incremento interanual de 13,4%.

Dicho esto, casi 3 millones de turistas cruzan fronteras internacionales y viajan al país, exponiendo su salud a una gran variedad de riesgos en entornos desconocidos, pudiendo minimizar este riesgo tomando las precauciones adecuadas, antes, durante y después del viaje. Ezeiza y Aeroparque concentraron el 89,5% de las llegadas durante los doce meses del año, con un incremento interanual de 4,6%.

Actualmente, Brasil se encuentra en el periodo reconocido como de mayor transmisión de fiebre amarilla (periodo estacional) que se extiende de diciembre a mayo, por lo que hay indicación de vacunación contra esa enfermedad, para quienes se dirijan a gran parte de los destinos de ese país que suelen visitarse (con excepción de los ubicados en el nordeste), ya que son áreas de transmisión de la enfermedad. La vacuna resulta una herramienta altamente eficaz tanto para proteger al individuo en regiones donde hay riesgo de infección por fiebre amarilla, como para proteger a países vulnerables de la importación del virus.

Es importante resaltar que no todo aquel que viaje a Brasil debe vacunarse contra la fiebre amarilla. La indicación de la vacuna es sólo para quienes viajan a zonas endémicas. Debe realizarse una consulta con un profesional de la salud, con tiempo suficiente antes de viajar para poder implementar las medidas de prevención adecuadas. Además de la vacunación deben tomarse precauciones para evitar la picadura de los mosquitos.

Los viajes son buenas oportunidades para que los profesionales de la salud verifiquen que el calendario de vacunación de niños, adolescentes y adultos se encuentre completo ya que es primordial proteger al viajero y la salud de toda su comunidad a su regreso. Antes de partir se deben considerar vacunas tales como las que protegen contra sarampión, gripe, neumococo y hepatitis A y B, meningitis, difteria, tétanos y pertussis, entre otras.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) aconseja que todos los viajeros tengan sus calendarios de vacunación actualizados. Las vacunas recomendadas para las personas que van a viajar se clasifican en tres categorías: Habituales (las que forman parte del calendario nacional de vacunación), las Obligatorias (requeridassegún el Reglamento Sanitario Internacional, conocido como “RSI2005”) y las Recomendadas (establecidas de acuerdo con las enfermedades a las que se puede exponer durante el viaje). Las recomendaciones de vacunación de los viajeros son dinámicas porque están sujetas a los cambios epidemiológicos que pudieran aparecer, razón por la cual es necesario consultar a especialistas actualizados y hacer las consultas necesarias respecto de estos cambios.

Vacunarse es una medida de prevención individual y con beneficios colectivos, porque protegiéndonos a nosotros mismos, protegemos indirectamente a otros que no pueden vacunarse y ayudamos a erradicar enfermedades que pueden afectar a toda la población.

Dr. Pablo Elmassian.

Infectólogo de FUNCEI. Médico en Stamboulian Servicios de Salud.

M.N. 95804

Diario Digital RosarioNet - Fundado por Julio Decima en 1995 - www.rosarionet.com.ar rosario@rosarionet.com.ar Copyright © 1995 - Marca Registrada 1995.
TE. 0341-4265269